Vino Caliente especiado de Navidad

Cuando aprieta el frío, pocas cosas reconfortan tanto el cuerpo como una bebida caliente. Seguro  que ya te imaginas con una taza de chocolate caliente entre las manos, infusión, una sopa,…  Pero hoy te proponemos algo distinto, una taza de vino caliente especiado.

El vino caliente especiado es  una bebida invernal de gran tradición en muchos países de Europa, donde los fríos inviernos hacen necesario calentarse las manos y el cuerpo. Así, en Francia se lo conoce como “vin chaud” (vino caliente), en Hungría como “forrait bor” (vino quemado), en Alemania “glühwein” (vino encendido), en Inglaterra “mulled o hot wine. Sea cual sea su nombre, es una receta perfecta para el frío invernal acompañado de unas galletas o , ahora que estamos en épocas navideñas, de unos dulces navideños.

Vamos con la receta.

 

Ingredientes

1 botella de Viña do Campo tinto (75cl.)

80 gr de azúcar moreno

4 vainas de cardamomo

6 clavos

2 estrellas de anís

2 ramas de canela

Una pizca de nuez moscada rallada

1 limón

1 naranja

 

Elaboración

 

En una olla coloca las especias, con las pieles del limón y la naranja y el azúcar  moreno a fuego lento. Deja que las especias y las pieles suelten los aromas y el azúcar se vaya caramelizando. Para que no se pegue, añade un chorrito de vino (lo justo para que cubra el azúcar).

Cuando el azúcar esté disuelto, añade el resto de vino y coloca a fuego lento durante media hora. Es importante que el vino no llegue a hervir. Comprueba el azúcar, por si se quiere más o menos dulce, retira del fuego y deja reposar.

Para conservarlo, cuélalo y guarda en una botella. Sirve acompañado de galletas o dulces navideños.

NOTA: podemos hacer la versión sin alcohol sustituyendo el vino por un mosto tinto. En este caso, al ser el mosto más dulce, posiblemente no  necesitaremos el azúcar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Add to cart